El alcalde de Utrera, José María Villalobos, se ha mostrado “decepcionado” ante las medidas anunciadas en el día de ayer por la Junta de Andalucía. 

“Lo primero que quiero dejar claro es que mi intención no es hacer un conflicto político entre administraciones. Solo me mueve la preocupación de una situación, al menos en Utrera, cada vez más descontrolada”, así ha comenzado Villalobos desgranando sus argumentos. 

Así, la postura del Ayuntamiento de Utrera es que antes de llegar a un número de contagios en el que las medidas sean drásticas, con confinamientos de la población y cierre de negocios, hay que atajar cuanto antes el crecimiento de los contagios. “Ya que si seguimos con el crecimiento actual del virus, perderemos la campaña de Navidad y no podremos celebrar los días más familiares de la Navidad. Es decir, el golpe económico y emocional en Utrera puede ser enorme”, ha declarado el regidor. 

En cuanto a las medidas de la Junta, de momento solo se podrán aplicar en aquellas poblaciones en las que se hayan restringido la movilidad. Es decir, en estos momentos solo son aplicables en Casariche. Pero el alcalde de Utrera considera que “no tenemos que seguir esperando a que siga creciendo el virus entre nosotros, sino atajarlo ya cuanto antes ya que la peor decisión en salud pública es no tomar decisiones“. 

El alcalde ha insistido en que “tenemos que ser honestos, la mayoría de los contagios se han producido en las fiestas alternativas a la feria, en las celebraciones de las comuniones, bodas, cumpleaños y en las reuniones de amigos“. “No pasa nada porque durante dos semanas se prohíban todas las celebraciones de esta naturaleza“. En cuanto a este punto, la Junta de Andalucía solo las limita para los casos en los que se aplica la normativa.

Por otra parte, algunas de las medidas que ha aprobado la Junta de Andalucía ya las ha tomado el Ayuntamiento de Utrera hace tiempo: cierre de la residencia para salidas de los usuarios y visitas de los familiares, cierre del mercadillo, cierre de las instalaciones deportivas, cierre de los parques infantiles, y reforzamiento de medidas preventivas en edificios públicos.

Por último, se toman dos medidas restrictivas a la hostelería y a los comercios. “Precisamente dos medidas a las que no queríamos llegar porque no queremos restringir más la actividad de estos dos sectores tan importantes en nuestra economía”, ha declarado Villalobos.

El alcalde también ha mostrado su pesar por el mensaje “equívoco” sobre el número máximo de personas de reuniones tanto en espacios públicos como privados. “Aunque dijeron que lo iban a reducir a 6 personas como pedíamos, no hay rastro de esta medida sobre el papel y entendemos que se queda como una mera recomendación”, ha lamentado el alcalde utrerano. 

Además, no se procede al cierre perimetral de Utrera, no se prohíben los principales focos de contagio como son las celebraciones, no se comprometen a realizar pruebas PCR y tener los resultados de las mismas en 24 horas y no se va a realizar un mayor esfuerzo en favorecer un mayor nivel de separación entre los alumnos. “Ni estas medidas que considero las más urgentes pero tampoco otras muy importantes como la incorporación de rastreadores a los centros de salud ni el refuerzo de la atención primaria se ha pronunciado la Junta de Andalucía”, ha expresado Villalobos.

Para finalizar, Villalobos ha declarado que “una vez más, le pido desde aquí a la Junta de Andalucía que se adelante y tome medidas valientes y con determinación. Nosotros ya hemos tomado todas las medidas que podíamos tomar, sé que es complicado, pero para conservar la Salud y preservar nuestra economía, hay que tomar decisiones, de lo contrario lo lamentaremos”.